Ante las dificultades, más apoyo para el deporte

Superando todas las dificultades con las que el cerco financiero internacional y la guerra económica intentan doblegar en vano el espíritu de lucha, de profunda transformación que vive el país, el deporte venezolano enfrenta en las próximas semanas el segundo macro evento del ciclo Tokio 2020: los Juegos Suramericanos de Cochabamba, Bolivia.

La ciudad custodiada por el Cristo de la Concordia será la sede de la máxima cita regional desde el 24 de mayo al 10 de junio. Desde el lunes, la primera avanzada de nuestras selecciones arribó al hermano país de Bolivia para culminar la etapa de preparación a la altura de 2.558 metros sobre el nivel del mar. Como ha sido siempre desde que el comandante eterno Hugo Chávez inició la revolución deportiva en Venezuela, el gobierno bolivariano del presidente Nicolás Maduro también ha garantizado todos los recursos para los entrenamientos, adquisición de equipamiento y competencia de nuestra delegación en Cochabamba.

Venezuela asistirá a la cita con 401 atletas y una representación total de 560 personas en total, incluyendo a los entrenadores, delegados y personal técnico que acompañará a las selecciones. El presidente obrero Nicolás Maduro aprobó 3,9 millones de euros para apoyar la participación de nuestros atletas en los Juegos, y además el Fondo Nacional del Deporte aportó otros 5 mil 300 millones para completar la preparación de los equipos de karate, esgrima y atletismo que cumplirán una base de altura en Mucuchíes, Mérida.

Ante las dificultades y la guerra económica, el gobierno bolivariano responde con más y más apoyo. Tal como lo hicimos este martes cuando también celebramos el Día Nacional de los Entrenadores. Para estos esforzados trabajadores, que silenciosamente y fuera de los reflectores son los responsables del desarrollo del talento y el éxito de nuestros atletas, el gobierno bolivariano aprobó un incremento salarial que llega hasta el tope de 1.426%. A partir de ahora los pasarán a ganar entre 4 mil 800 millones de bolívares hasta 9 mil 300 millones, dependiendo de su escalafón. Un incremento que también tendrá impacto en el seguro médico que los cubre a ellos y sus familiares.

Al deporte venezolano no lo detiene nadie. Y en Cochabamba esperamos de nuevo estar entre los cuatro mejores países de la región, compitiendo con ardor y entrega para ubicar a Venezuela en lo más alto del podio deporte humanista y social.